Tecnologías solidarias: cuatro proyectos que ayudan a los más necesitados

Fuente: DonWeb.com 

Una selección de desarrollos útiles para personas con problemas motrices, auditivos y hasta prótesis para manos impresas en 3D.

El avance tecnológico permite realizar proyectos cada vez más elaborados: desde autos autónomos, pasando por electrodomésticos conectados para hogares inteligentes, hasta robots asistentes para el hogar y comercios. Pero mas allá de la tecnología de consumo, existen interesantes proyectos para ayudar a quienes más lo necesitan. A continuación una breve selección de algunos de ellos.

Admouse

Matías Ambuhl reside en Córdoba (Argentina) y se dedica en forma profesional a la enseñanza de la informática. “Soy Ayudante Técnico de Informática en una escuela para chicos con discapacidad motriz, a la que yo concurrí cuando era un niño y ahora desde hace 16 años con el cargo pero con anterioridad les daba ad honorem. Les enseño a usar la compu, a algunos con elementos especiales, los que no pueden usar los convencionales” dice en dialogo con Don Web. Matías sufre Atetosis Múltiple con falta de equilibrio y coordinación, pero desde hace algún tiempo puede utilizar los dispositivos convencionales como soporte de sus prácticas informáticas.

Sin embargo, muchos de sus alumnos utilizan el Admouse, un mouse especialmente diseñado para personas con dificultades motrices. “La experiencia del uso de esos alumnos es muy buena ya que por sus problemas motores no podrían usar el mouse convencional, en cambio con Admouse pueden escribir y dibujar con menor dificultad y eso hace que la comunicación que no tienen porque no escriben con lápiz y papel y algunos no hablan, lo hacen a través de la compu con los elementos especiales, eso es maravilloso y muy útil” indica durante la entrevista.

Manos de súper héroes

En Atomic Lab se desarrolla tecnología de todo tipo con la mirada puesta en la ayuda solidaria y la resolución de problemas de personas con discapacidades. Uno de esos desarrollos son las prótesis de mano realizadas en 3D con un programa de diseño y que luego toman forma física mediante una impresora 3D. Las prótesis son entregadas sin costo, para lo cual solo hay que suscribirse a la página del proyecto para pedir una.

La entrega de prótesis no respeta fronteras y ya se han organizados “manotones” (maratones de prótesis de miembro superior) en diferentes países como Argentina y Uruguay.

Las prótesis de Atomic Lab funcionan a través de los movimientos del muñón que “da la instrucción” para que la mano de súper héroe realice diferentes movimientos e, incluso, se cierre para tomar cosas.

Una app para hipoacúsicos

Los audífonos o los implantes cocleares pueden resultar recursos muy útiles para aquellos que tienen problemas auditivos pero, sin dudas, son elementos de un alto costo si es que no se cuenta con planes prepagos de medicina u obra social.

Una solución es utilizar la app uSound, desarrollada por un grupo de alumnos de la Universidad Católica de Santiago del Estero con sede en Jujuy (Argentina). Esta aplicación permite utilizar los smartphones y los auriculares inalámbricos comunes como audífonos para pacientes hipoacúsicos (personas con disminución de la capacidad auditiva). Mejora su calidad de vida sin necesidad de gastar mucho dinero. Luego de dos años de investigación y desarrollo, uSound ya cuenta con 11.000 usuarios activos y muchas descargas en 150 países.

Computadoras para los que más lo necesitan

El proyecto e-basura es llevado adelante por la Facultad de Informática de la Universidad de La Plata. La propuesta contempla la recolección de equipamiento informático en desuso, el cual es restaurado, reacondicionado y reutilizado instalándole un sistema operativo de software libre LIHUEN GNU/LINUX y aplicaciones educativas desarrolladas por gente del equipo de trabajo de la Facultad. Las computadoras recuperadas son donadas posteriormente a instituciones sin fines de lucro (escuelas, comedores populares, bibliotecas, ONG´s) para reducir la brecha digital – social en los sectores vulnerables de la comunidad.

El material que no puede ser reutilizado es enviado a una empresa con certificación ambiental para su disposición final y segura, evitando así su estadio final en quemas y basurales.

En la página web del proyecto existen formularios que luego de ser completados permiten realizar la donación de equipamiento como también la solicitud de un equipo informático en caso de que este sea requerido. Ambos procesos son sin costo alguno tanto para el donante como para el beneficiario.