- Agencia de Noticias Tecnológicas DonWeb - http://agencia.donweb.com -

La jugada de Amazon contra los dominios “anti-Amazon”

Es común toparse con marcas y negocios que no le dan la importancia adecuada al registro de dominios [1] en Internet, como parte de una estrategia de protección de marca. Mira cómo actúan las empresas más grandes del mundo.

Para muchos, sobre todo aquellos que dan sus primeros pasos, no es una materia que deba colocarse entre las prioridades, hasta que, con el paso del tiempo y la aparición de distintos conflictos, caen en la cuenta de que debieron prestarle atención con anterioridad.

En general, las compañías más grandes del planeta han aprendido a cubrirse las espaldas y reducir los riesgos al mínimo posible. Les ha llevado tiempo, en especial debido a que debieron convivir con el crecimiento constante de una industria que directamente no existía hace 30 años.

Hoy, la tendencia está cambiando velozmente, en parte gracias a la difusión masiva de los problemas de ciberocupación que sufren muchas empresas, desde las más pequeñas y desconocidas hasta las más famosas, que ayudan a crear conciencia al respecto.

¿De qué hablamos cuando nos referimos a protección de marca en Internet? Desde PuntoDominios resaltamos continuamente las claves para elaborar una correcta estrategia de registro de dominios [2], pero muchas veces la práctica es más útil que la teoría para explicar a qué hacemos referencia.

En este caso, las acciones de Amazon, una de las empresas líderes en el comercio electrónico mundial, son un buen ejemplo para entender cómo y por qué hacerlo. Hace pocos meses, la firma estadounidense registró una serie de nombres de dominios [1], todos vinculando a la empresa con palabras despectivas en inglés, para evitar que terceros lo hagan antes y los utilicen para hablar mal de la marca, una situación que puede ser muy perjudicial para su imagen.

Un gran trabajo de los encargados de proteger y reguardar uno de los patrimonios más valiosos de una marca. Imaginen el impacto negativo que hubiera tenido para Amazon que una persona ajena a la firma consiguiera registrar alguno de esos dominios [1] y lo utilizara con malas intenciones. ¿No es mejor evitar cualquier tipo de posibilidad? Otras marcas que pisan fuerte en todo el mundo, como eBay y Google, también han elegido prevenirse de este tipo de ataques registrando nombres similares.

Una vez más, aprovechamos la ocasión para recordar que la ciberocupación [3] existe y no sólo la sufren las grandes corporaciones, famosos o destacados deportistas, por lo cual es fundamental tener en cuenta cada detalle y ganarle de mano a los conflictos.

Fuente: DonWeb.com [4]